miércoles, 16 de enero de 2008

CELULITIS: un Problema de Circulación

Hay varias formas de celulitis. Dependan de un número variable de factores. Sea celulitis localizada o generalizada, o sea asociada a factores nervosos u hormonales, siempre hay, en la base, un problema de circulación sanguina.


Durante la formación de la celulitis, las células excedentes comprimen los vasos sanguíneos. La disminución sanguínea que sigue, favorece la acumulación de otras células que asfixian a su vez los tejidas. Para salir de este círculo vicioso, hay que drenar absolutamente los residuos que se han aglomerado.

Para algunos tipos de celulitis, el drenaje linfático, especie de masaje que consiste en facilitar la circulación linfática, ayuda descongestionar los tejidos y afinar los muslos y las piernas. Ídem para la mesoterapia que utiliza una pistola inyector para introducir substancias medicamentosas bajo la piel, para venir destruir los montones de grasas.

Design konnio.com